Instalaciones eléctricas en alta y baja tensión

Servicio integral de proyectos energéticos

Los sistemas de alta tensión eléctrica son aquellos que emplean energía eléctrica con una tensión eficaz nominal superior a un límite establecido. Son las de mayor tensión en un sistema de electricidad, las de mayor extensión y las que tienen más bloques de potencia. Conectan las diferentes regiones del país y su cometido es intercambiar energía entre dichas regiones, por lo que la transferencia de potencia puede ser en ambos sentidos.

Los sistemas considerados de baja tensión eléctrica son aquellos que distribuyen o generan energía eléctrica para consumo propio y a las receptoras de tensiones nominales inferiores o iguales a 1000V en AC y a 1500V en DC.

Centros de transformación

Son aquellas instalaciones que están provistas de uno o varios transformadores que transforman la electricidad de alta a baja tensión para poder ser utilizada por el usuario final.

La instalación de centros de transformación pueden realizarse de intemperie, bajo poste o prefabricados.

Proyectos a medida

  • Instalación de líneas aéreas y/o subterráneas.
  • Instalación de líneas de alta tensión para transportar energía eléctrica a lugares que se encuentran fuera del ámbito urbano como fincas, explotaciones o equipamientos industriales.

Montajes en baja tensión

Codigalco es una empresa instaladora autorizada especialista en baja tensión. Realizamos cualquier tipo de instalación en baja tensión ya sea tipo residencial o industrial y las legalizamos ante el Organismo de Control Autorizado.
  • Instalaciones eléctricas en viviendas
  • Instalaciones eléctricas para locales de pública concurrencia
  • Instalación de contadores
  • Instalación de redes de distribución (urbanizaciones, sistemas de alumbrado público…)
  • Instalaciones eléctricas para la industria.

Mantenimiento

El mantenimiento eléctrico, ya sea de tipo preventivo y/o correctivo, se refiere a la realización de inspecciones rutinarias, pruebas o cualquier otro tipo de servicio sobre el equipo eléctrico con el fin de que se puedan detectar, reducir o eliminar problemas inminentes.